Colaboración en la Formulación de Políticas, Normas y Procedimientos

Si no existen políticas escritas, si sólo existen parcialmente, o no responden a los objetivos generales de la empresa, será necesario sugerir las correcciones o asistir en la formulación de las políticas de Recursos Humanos que respetará la empresa en el futuro, porque se adecuan mejor a las características del negocio.

Toda política de Recursos Humanos debe tener como objetivos esenciales:

  • Incorporar, mejorar y mantener el capital más importante de la empresa, que es su personal.
  • Lograr altos niveles de rendimiento.
  • Promover el bienestar de su personal.
  • Mantener adecuadamente las situaciones de conflicto.
  • Mantener las mejores relaciones con las asociaciones gremiales.

Las políticas de Recursos Humanos deberán respetar las particularidades de cada compañía. El consultor evaluará la conveniencia de la implementación de cada polí­tica en función de las necesidades de la empresa, y considerará conjuntamente con el cliente cuáles serán las normas adecuadas para llevar a cabo dichas políti­cas.

En cuanto a los procedimientos, un relevamiento exhaustivo, y estrechamente coor­dinado con el cliente, indicará la necesidad de mantener, ampliar, reformar, o es­tablecer nuevos procedimientos.